Los pies en el suelo y la mirada en la luna, me aferro a esta tierra aún sabiendo soy de otro mundo.

Los pies en el suelo y la mirada en la luna, me aferro a esta tierra aún sabiendo soy de otro mundo.

miércoles, 29 de junio de 2022

PROGRESO VERTIGINOSO

 

¿Hacía dónde nos encaminamos?, ¿Qué sociedad actual es la que hemos creado? ¿Hemos perdido los valores? ¿Qué costo hemos tenido que pagar por el progreso vertiginoso? Estas y muchas otras preguntas son las que muy frecuentemente -cada vez más- me planteo. No me gusta la sociedad en la que vivo, no me siento identificada en muchas cosas y en otras me doy cuenta, no sin revolverme, que me dejo llevar.

La era de las nuevas tecnologías nos ha abierto un mundo impensable hace 30 años, un mundo en el que todo lo tienes rápido y al alcance de la mano casi sin esfuerzo, desde el conocimiento (algo que puede ser positivo según el uso que se le de) hasta la adquisición de cualquier producto, y para una sociedad tremendamente consumista eso es el paraíso. El mayor escaparate para incentivar el consumismo son las redes sociales, en las cuales se venden -cual anuncios de televisión- vidas artificiales en las que el tener prevalece sobre el ser. Consumir para ser mejor que los demás, para ser diferentes, es la gran trampa del siglo XXI, que en mi opinión lo que está creando son seres insatisfechos y frustrados, nos estamos olvidando de lo que es la espera, de que no todo se puede tener - y de que además no es para nada necesario tenerlo todo- de que los deseos no siempre se cumplen y que parte de su magia, es precisamente esa, que no siempre se cumplen, estamos olvidándonos de que no es lo mismo valor que precio.

Hasta el sexo que se nos vende en internet puede provocar que se vea el sexo real como algo aburrido, soso y se necesite de un sexo salvaje -en muchos casos, cada vez más, un sexo delictivo- y hay que tener muy buenos cimientos, una cabeza muy bien amueblada para saber quedarse con lo bueno que nos ofrece este mundo llamado internet, que obvio lo tiene, y hacer un buen uso de ello, pero cuando hay carencia de valores, de honestidad, de unos buenos cimientos ¿Qué ocurre? pues no hay más que echar un vistazo y darse cuenta de en qué punto está esta sociedad y hacia dónde se encamina.

Cada vez hay más crispación, las opiniones del que piensa diferente a nosotros ya no son tomadas como algo de lo que se pueda aprender, no son tomadas como algo valioso que puede enriquecernos, hoy en día son aprovechadas para usar la crítica más feroz y vil; con el insulto, la vejación y la mala baba, sí hay por las redes sociales una mala baba que demuestra la poca educación, la insatisfacción y la vileza de una gran parte de esta sociedad.

Pero sin duda, no todo es malo (hay muchas cosas buenas) y hay que quizás primero cimentar bien a las personas y educarlas en el respeto, en la autoestima, en la consideración con los demás y que lo importante es SER, por encima del tener.


Veloz progreso

alterador de vidas

vaciándolas

de valores reales

ficticias vidas surgen.


Y hay canciones que siguen siendo actuales... nuestro comportamiento en ciertos temas ha ido a peor.







18 comentarios:

  1. Suscribo tus palabras y me callo.

    Besines.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, tú calladito qué miedo me das :))))

      Besines

      Eliminar
    2. Es que esto da para una conversación pensada y pausada, sin reloj por en medio y a ser posible ante un fuego crepitoso o en su defecto y según temporada, ante un mar no excesivamente embravecido pero si con unas olas cadenciosas con buen ritmo. Puede ser aderezado con una malta de origen reconocido, a ser posible.

      + besines.

      Eliminar
  2. INEDAA

    (No me equivoqué, son dos)

    Muxu txikiak++

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PS: no conocía este tema de Roberto Carlos, ¡excelente! (como tu entrada)

      Eskerrik asko zerua

      Eliminar
    2. Ya me di cuenta no te equivocaste, a veces las pillo al vuelo jijiji
      Me alegra haberte descubierto este tema.
      Ez dago ezer, maitia.
      Muxu haundiak+++

      Eliminar
  3. El ser humano es una criatura defectuosa y lo será, creo, por más que pasen los años, y con ellos la ciencia y los avances tecnológicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda somos defectuosos, y no mejoramos, solo hemos sofisticado los medios de hacer el mal y el imbécil.

      Eliminar
  4. Demasiada tecnología fácil y demasiado todo a mano. Como bien dices, quien no tiene buenos cimientos termina derrumbándose en esta sociedad que vivimos y así está nuestra sociedad de gente insatisfecha y desencantada.
    Dónde quedó el placer de un buen libro, una película con palomitas y pañuelos, un paseo al atardecer sin otro objetivo que pasear y ver ponerse el sol o simplemente escuchar al amanecer el canto de los pájaros. A veces me siento un ser aislado, pero sabes, me alegro de ser como soy y ojalá mis hijos hayan aprendido a disfrutar de la vida y que existe algo mas que una play o un movil para chatear...yo creo que si y eso me hace feliz.
    Un beso preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Dónde quedó todo eso que dices? el disfrute de sentarse frente al mar y dejarse arrullar por el sonido de sus olas, o mirar el horizonte y encontrarse a uno mismo, o como dices pasear por el simple placer de hacerlo, sin prisas, sin nada más que uno mismo y lo que la vida nos ofrece.
      Pero estamos en la era del plástico y lo artificial. No tengo hijos, pero de haberlos tenido hubiese intentado que vivieran lo máximo posible fuera de una pantalla, aunque con eso los hubiese convertido en unos extraterrestres.

      Un besazo, linda.

      Eliminar
  5. yo alucino cuando veo en los comentarios del enlace de una noticia a gente que no se conoce de nada discutiendo de manera totalmente irrespetuosa... además no conduce a nada, nunca ganas, el otro siempre puede pensar una réplica que le haga quedar por encima.
    personalmente, creo que el sexo con amor es algo muy bonito que no necesita añadidos perversos... y que a veces rozan lo delictivo, como bien dices.
    besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo contigo, en las dos apreciaciones que haces, chema.
      En cuanto a lo de los insultos, la mala leche que algunos desprenden, el acoso, es algo que no entiendo y me hace creer que estamos en una sociedad muy enferma.

      Besotes, cielo

      Eliminar
  6. Creo que hay valores. Aunque también sospecho una forma de autoritarismo.

    Es cierto que hay crispación. Pero no es nuevo. Se da en forma físico, con violencia. Y puede terminar en forma trágica e irreversible.

    El consumismo se ha dado también, antes de Internet. Propiciado por grandes medios.
    Internet es tanto una forma de subordinarse a ese consumismo. Como una forma de responder, de libertad de expresión.

    También está la cultura de la cancelación, una nueva forma de censura contra opiniones diferentes.

    Sería un error encontrar soso el sexo, comparado con Internet. La experiencia sensorial, emocional, no se puede reemplazar por ser un espectador de lo que muestra Internet. Que está bastante restringido.

    Interesantes pensamientos. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Discrepo un poco contigo, creo que se están perdiendo muchos valores, que se está perdiendo un poco el rumbo. Consumismo siempre ha existido, pero no de la manera tan inmensa, fácil y rápida como ahora. La globalización ha traído sus cosas buenas, pero otras no tan buenas. Y no hay que confundir libertad de expresión, con insultos y falta de educación. Se está pervirtiendo esa frase de libertad de expresión, y para justificar actitudes deleznables muchas veces se usa la tan manida libertad de expresión...te llamo hijo de la reverendísima...y esgrimo que lo hago bajo el paraguas de mi libertad de expresión. Y la libertad, sea del tipo que sea, al vivir en compañía de otros seres humanos, nos guste o no nos guste, tiene unos límites.
      Lo que muestra internet en cuestión de sexo, me parece que de restringido tiene poco. Si quieres puedes encontrar fácilmente un vídeo XX -gratis- en el cual se está practicando una violación de varios hombres a una mujer y encima presentar eso como algo placentero y como normal. Y sí, se están recreando muchos patrones aunque pueda parecer que lo que digo sea exagerado.
      Y cuando veo que eso está al alcance de un click en cualquier aparato, me asalta la pregunta de ¿Dónde están esas voces que piden que la Cenicienta, Blancanieves o la Bella Durmiente, dejen de venderse y de ser leídos a las niñas? Como mujer jamás he esperado a mi príncipe azul, porque siempre he sido la reina, dueña y señora de mi vida, pero mucho menos he esperado que se presente a la mujer como un objeto sexual, cosificándola y siendo el objeto -cosa- del deseo "delictivo" de ningún hombre.
      Pero reitero, internet nos ofrece muchas cosas muy buenas, pero sigo pensando que quizás esté fallando la educación, para que no se haga un mal uso o abuso.

      Interesante tu comentario, Demi. Muchas gracias

      Eliminar
  7. Muchos de los pensadores y artistas del Sigo XX, tildados en su momento de apocalípticos, están comprobando (de estar aún vivos) que no se equivocaban. Claro que la realidad es mucho más gris, más kafkiana (yo le llamaría orwelliana) que las espectaculares futuros que se imaginaban muchos, sin estar errados del todo.
    Tenemos algunos vericuetos por donde se filtra el pensamiento, el buen gusto, el arte. Pero son sólo espacios reducidos, subterfugios. Tal vez el mundo es eso que decía el tango aquel: una porquería. Y tal vez no vaya a cambiar ni aunque podamos mudarnos de planeta o tengamos la tecnología para tirarnos pedos de colores.
    Aceptarlo es un buen primer paso. El siguiente será buscar refugios.

    Besooooo
    Y la seguimoooss buscando, querida Livy Prozac

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Que el mundo fue y será una porquería, ya lo sé, en el quinientos seis y en el dos mil también..."
      Va a ser que el tango tenía razón y George Orwell, hasta Aldous Huxley -lo comentaba el otro día con el amigo Carlos- están a punto de quedarse cortos en lo que vaticinaban.
      Pero quedan aún bastantes recovecos donde refugiarse y donde se aprecia la belleza y el pensamiento.
      ¿Mudarnos de planeta?, ya están empezando a esconderse los planetas, ¿no crees que ya es suficiente que nos estemos cargando el planeta tierra como para ir a cargarnos otros planetas? jajaja

      Besoooooooo querido Frodo. La seguimos ;)

      Eliminar
  8. Es tan cierto y tan triste lo que cuentas... Las nuevas tecnologías van muy deprisa y nosotros nos tenemos que adaptar así. A veces cuesta y en ocasiones muchos padres no se preocupan de adaptarlas a sus herederos. Y luego la cosa va como va. Y los hay que tienen una vida tan pobre que necesitan que los demás piensen que sus vidas son más pobres que la suya. Y se dedican a vivir una vida que no tienen ni tendrán. Pero hay muchas cosas buenas ahí fuera incluso detrás de un ordenador. Solo que cada vez es na complicado descubrirlas. Besitos amor

    ResponderEliminar
  9. Pienso que valores hay, quizás sea cuestión de cimentar bien. En esto de las nuevas comunicaciones nos han vendido justo lo que gran mayoría necesita aunque la mitad ni lo admitan... Llenar vacíos... La gente está muy sola. Y en el mundo virtual lo que más hay es bulto, pero claro... Rellena nuestras carencias.
    Buen post niña. Además hoy me ha venido muy bien leerlo por lo que ya sabes.
    Un beso, guapa.

    ResponderEliminar